Aunque se trata de un problema muy habitual, es muy posible que no recuerdes exactamente qué debes hacer si tienes que cambiar una rueda averiada. Si tuvieras en mente un protocolo de actuación, seguro que la tarea